19.5.09

¿Hay algo más desagradable en el mundo que escuchar a Leire Pajín? Si. Verla el careto. Si ya escuchar ese tono entre pedagógico, moralista, dogmático y siempre demagógico y estomagante, es de taparse los oídos y apagar la tele… Verla es entrarle a uno ganas de vomitar. Y no, no me llamen machista o misógino. También me puedo meter con los tíos. Es más: Felipe González es el señor X. Y no pienso pedirle perdon como hará Rosa Aguilar cuando lo vea. Se agachara, le besara el anillo y le dirá… “Felipe. Chiringuito, cocoloco, fresquito. Estaba dormidita. Perdóname por decir que eras el jefe de los GAL”

Y ahora vamos a tocar uno de nuestro más exitosos temas. Vamos a lanzar las diatribas y soflamas acostumbradas. Contra ti.
Recreen. Resitúen la cultura de masas en forma de carteles. “La marca es libertad” Orwell estaría orgulloso. La marca no es precisamente libertad sino esclavitud. Me muero por ser teleoperadora. Tal vez deberías conocer ese lado del marketing. Ponerte diez horas al otro lado de la creación a llamar por teléfono. Así sí que se aprendería dirección de empresas. Cada vez que usas un secador un prado se seca.

¿Qué situación te recuerda el concepto?
A) –Fúnebre
B) – Fashion (blog de lo chics)

¿Qué objeto te recuerda el concepto?
A) -Ataúd
B) –Crema hidratante

¿Qué frase o palabra te recuerda el concepto?
A) –Relájate. Descansa en paz
B) -Estética y ocio

Afíliate al nuevo ejercito ONG. Una fuerza solidaria para la paz. Hay un hueco para ti. Ves a verlo a Carabanchel o a la Almudena. La pobreza ya no genera revoluciones. Genera borregos. Y las mejores fuerzas de intervención rápida se llaman sindicatos
La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. Y no se crean que esto se escribe para ustedes uno a uno o a una, individualmente. El otro día me encontré a uno por la calle que me dijo, estaba enfadado conmigo por lo que le había dicho en el blog. –Usted se cree muy importante. Le dije, y en el mundo que quiero nadie es importante. Todos somos objetos descontextualizados y despersonalizados. Y además no tenemos propiedades privadas. Usted mismo no es nadie. Solo un nombre y un número que pertenece al partido. Lea a Orwell y aprenda. O aprehenda. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria. La reforma laboral es necesaria.


Bienvenido a Madrid, Umberto.

Aquí no es lo es mismo pero es igual.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Tio grande, vuelves a la prosa política umbraliana sin baba y con buena mala ostia. Ya saqué entradas para el Nano. Nos vemos

Barrabaso

trentoirredento dijo...

Bien hecho!! lo celebraremos...